CORTAR EL HILO

Los alumnos de ESO Y FPB reflexionamos el pasado 20 de febrero sobre la dificultad
que nos supone muchas veces perdonar y pedir perdón y de cómo nos sentimos
cuando pedimos perdón y también cuando perdonamos, compartimos que sentimos
algunas veces alegría, liberación, cercanía, alivio..

Algunos dijimos que sería como un volver a empezar después del dolor, de encontrar
sentido cuando todo parece perdido y sin control…de crecer ante la adversidad…
Y así hay un cambio en nuestra actitud a la hora de relacionarnos con los demás,
porque abrimos nuestro corazón y buscamos la serenidad y la paz que necesitamos.

Para llegar a estas reflexiones escuchamos la canción de Rozalén “Y busqué…” que
nos invitó a parar, y a mirar dentro de nosotros mismos, y que mejor momento que
ahora, que comenzamos la Cuaresma, ese tiempo que nos invita a cambiar aquello
que nos aleja de nuestros objetivos del curso (pereza, impuntualidad,
irresponsabilidad,…),aquello que nos aleja de los demás (familia, amigos, compañeros,
profesores) y que nos impide quererles tal y como son (críticas, malas contestaciones,
egoísmo,…) y  también, a no escuchar sus consejos.

Nos impresionó, además ver el testimonio de Irene Villa, Irene es un ejemplo de
persona que buscó y encontró sentido a su vida a pesar de la adversidad que le tocó
vivir, que fue capaz de perdonar porque encontró la respuesta dentro de ella, que no
era otra que la de ser feliz ..

Terminamos la reflexión con el gesto de CORTAR EL HILO que nos ayuda a
cambiar, nos hace empezar de nuevo, nos da libertad para poder dar el abrazo del
reencuentro sin ataduras y sin rencor.